Malo o bueno…¡ya se verá!

Para todos aquellos que utilizan la mala suerte como excusa de un mal resultado, de una acción fracasada o simplemente como la causante de una “no acción”, aquí tenéis un cuento que os hará reflexionar:

CUENTO DEL CAMPESINO Y SU CABALLO

A un campesino se le escapa un caballo y la gente le dice: “Qué mala suerte, ahora no podrás arar el campo”, a lo que el campesino responde: “Malo o bueno, ya se verá”.
Al cabo del tiempo regresa el caballo con una yegua y la gente le dice: “Qué mala suerte, ahora tienes dos caballos”, y el campesino vuelve a decir: “Bueno o malo, ya se verá”.
Entonces, su hijo, montando a la yegua se cae y se rompe una pierna, y los vecinos dicen al campesino: “¡Qué mala suerte!, ahora no tendrás a nadie que te pueda ayudar”, a lo que el campesino responde una vez más: “Bueno o malo ya se verá”.
Poco después estalla una guerra en el país y reclutan a todos los jóvenes del pueblo menos al hijo del campesino por tener una pierna rota…
Versión del cuento: “Sadhana, un camino de oración“ Anthony de Mello (1931-1987)

Como habéis podido leer, tener buena o mala suerte no depende del hecho en cuestión, si no de la persona que lo valora o juzga.

¿Qué pasa cuándo nos consideramos personas con “mala fortuna”?
Si nuestra mente cree firmemente que somos siempre desafortunados, buscará acontecimientos que reafirmen esta teoría pasando por alto todo aquello bueno que nos suceda.
Llegados a este punto, ¿vale la pena continuar ciegos ante nuestras  vivencias positivas?

Disfruta de los momentos que te regala la vida, potencia los buenos…y cuándo alguien te diga:
-Qué mala suerte, ¿no…?-
Haz como el campesino y contesta: -Malo o bueno…¡ya se verá!-.

¡Bienvenidos buenos propósitos!

Miles de personas queman las últimas hojas del calendario esperanzados con este nuevo año que  llega para muchos de ellos llenos de múltiples desafíos y para otros cuantos, repleto de nuevas oportunidades.

Y como cada navidad, entre turrón y turrón listamos nuestros nuevos propósitos, todo aquello que queremos alcanzar en el nuevo año pero ¿qué pasa con nuestros “malos hábitos”?

Tan importante es descubrir aquello que deseamos alcanzar o mejorar en nuestra vida, como saber qué es lo queremos desterrar y dejar en el camino.

Y tú, ¿ya has hecho tu listado para 2012?… Todavía te quedan unas semanas para crear tu futuro. Así que piensa como será tu vida, dónde estarás, ¡sueña con aquello que vas a conseguir!

¿Y qué hacer con aquello que no quieres?… Analiza qué beneficios te aporta esta situación, en qué te perjudica, qué pasaría si la abandonaras definitivamente.
Y si después de esta reflexión sigues considerando que debes decirle adiós ¡desafíate a cambiar!, a buscar alternativas, a ver otras oportunidades, etc.

2012 va a ser un gran año para tí ¡sólo tienes que proponértelo!

Día Internacional contra la Violencia de Género

Hoy 25 de Noviembre, me gustaría dedicar este espacio a todas aquellas personas que han sido, o están siendo víctimas de la violencia incoherente, injustificable e irracional de sus parejas.

En nuestro recuerdo, aquellas víctimas que perdieron la batalla, a las que consiguieron acallar su voz.

En nuestra mente, aquellas personas que hoy se sienten pequeñas, indefensas ante los insultos, las bofetadas o las constantes humillaciones.

En nuestras manos, ¡pasar a la acción!, no callar, ofrecerles el apoyo que necesitan, y ¡volver a hacerlos/as grandes!

**Si estás siendo víctima de maltrato puedes solicitar ayuda llamando al télefono de atención a víctimas de violencia de género: 016.